Si quires hacer dieta durante el verano te aconsejo que te olvides de dietas estrictas y que te cuides alimentándote bien y comiendo sano.

Olvídate de contar las calorías y disfruta de los alimentos y platos típicos de esta época de calor.

Y para cuidarte y no engordar , te recomiendo que sigas estos 10 consejos.

Consejos para hacer dieta en verano

1. No olvides la verdura

Que la base principal de tus platos sean las verduras o ensaladas, así no te faltarán vitaminas ni fibra. Puedes prepararlas en forma de salpicón, gazpachos, salmorejos, picadillos o ensaladas bien fresquitas que además de sabor te hidratarán. 

En esta época del año disponemos de una mayor variedad de frutas y verduras de temporada. Incluyeras en tu dieta ya que así ahorrarás dinero y ganarás en sabor.

Te propongo esta receta de gazpacho de sandía o esta de espaguetis de calabacín con rúcula y piñones. Ambas realizadas con alimentos de temporada.

2. Controla las cantidades

Puedes disfrutar de la comida sin necesidad de comer hasta no poder más. Para saciarte, te recomiendo que empieces tus comidas siempre con algo de verdura, que comas despacio y que des tiempo a tu cerebro a «decirte» que ya no necesitas comer más. Si vas a compartir raciones, intenta controlar las cantidades sirviéndote lo que vas a comer en un plato.

3. No pases hambre por hacer dieta durante el verano

Si tienes hambre, come algo cada 3 horas a lo largo del día ya que los tentempiés de media mañana y media tarde evitan que llegues a la comida y a la cena con un hambre feroz.

Ya sabes que para perder peso no importa las veces que comas sino la calidad de lo que eliges.

4. No elimines los hidratos, redúcelos

Aunque estés haciendo dieta durante el verano, toma tu ración de hidratos de carbono (pan, arroz, pasta o patata) como acompañamiento y no como plato principal. No es necesario que los elimines.

Un buen truco es tomar como medida del hidrato ya cocinado, el de una tacita de café pequeña. Y si quieres comer más hidrato, recuerda que debes también aumentar tu actividad física.

5. Evita el exceso de grasa

Recuerda que una cucharada de grasa te aporta unas 90 kcal. Y no siempre saludables. Evita en lo posible platos con salsas y si las añades que sean salsas saludables y elaboradas por ti.

6. No abuses de la sal

El exceso de sal  no es bueno para tu salud y hará que, especialmente con el calor, sientas que tu cuerpo está más hinchado. Si eres de las personas que se queja de retener líquidos, te aconsejo que en vez de tomar diuréticos sin control que pueden deshidratarte, reduzcas la sal en tus comidas.

Para ello elige aperitivos saludables y tradicionales como aceitunas, pepinillos, jamón o gambas y huye de aperitivos salados de bolsa que tienen mucha grasa y mucha sal.

7. Evita el alcohol si quieres hacer dieta en verano

Evita al máximo las bebidas alcohólicas ya que solo aportan calorías vacías.

Si las tomas, que sea de manera muy ocasional e intenta acompañarlas con refrescos sin calorías como casera, cola light, tónica light… De esta manera reduces la cantidad de alcohol y de calorías.

Y no te olvides que el alcohol nunca es bueno para la salud.

8. Tu dieta de verano debe basarse en comer comida real

Olvida los productos ultraprocesados. Tanto si estás haciendo dieta en verano como el resto del año.

Son muy poco nutritivos y te aportan muchas calorías. Si no los compras, no tendrás la tentación de consumirlos. Y si te apetece alguno, piensa que siempre tienes una alternativa saludable, generalmente casera.

9. Toma helados caseros

Si estás haciendo dieta en verano, cuando te apetezca un helado intenta hacértelos caseros.

Te propongo distintas recetas. Todas muy fáciles y apetecibles:  helado o sorbete light. Si lo compras, intenta que sean de fruta o polo de agua para evitar al menos las calorías de la grasa.

10. Muévete como parte de tu dieta durante el verano

No te olvides del deporte. Quizás este sea el consejo más efectivo par tu peso y par tu salud. Dedica al menos 30 minutos de tu día a hacer algo de ejercicio aeróbico (bicicleta, nadar, correr…) y anaeróbico (flexiones, sentadillas, abdominales…).

No solo te ayudará a quemar los excesos calóricos sino que te hará sentirte mejor.

Seguro que estos consejos te ayudarán a cuidarte y a hacer unas mejores elecciones sin dejar de disfrutar de tu verano.

Pin It on Pinterest

Share This