Si piensas que comer sano y conseguir un peso saludable es aburrido y poco apetecible, debes probar esta receta de wraps de lechuga con pollo.

Aunque en este caso yo los he hecho con pollo, los puedes hacer de mil maneras diferentes: salmón, aguacate, atún, maíz… ¡El límite es tu imaginación!

Ingredientes para 4 personas

  • 8 hojas de cogollos de lechuga
  • 500 g muslos de pollo deshuesado o pechuga
  • 2 pimientos verdes
  • 2 pimientos dulces rojos o amarillos
  • 1 cebolla o 2 cebolletas
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Aliño para estos de estos deliciosos wraps de lechuga con pollo

  • 1 ajo
  • 1 cucharita de pimienta negra molida
  • 4 cucharadas de salsa de soja
  • Una cucharada de salsa de ostras

Elaboración

  • En un recipiente mezcla los ingredientes del aliño con el pollo cortado en trocitos y deja marinar mientras preparas el resto.
  • Corta en trocitos la cebolla y los pimientos y sofríelos en una sartén on un poco de aceite de oliva hasta que estén a tu gusto.
  • En la misma sartén echa el pollo con su aliño y rehoga los trocitos o tiras de pollo hasta que estén hechos.
  • Sirve el pollo con las verduras sobre las hojas de lechuga que cada uno puede enrollar y comer con las manos.

Propiedades de estos wraps de lechuga con pollo

Estos wraps de lechuga con pollo son ideales para un aperitivo o simplemente para una cena o comida informal.

El hecho de llevar lechuga en vez de las típicas tortitas de maíz o trigo, las hace ideales para personas que quieran perder peso sin renunciar a comer de forma apetecible.

Cada wrap te aportará unas 125 Kcal por lo que si lo tomas como segundo plato en comida o en cena no dudes en comerte por lo menos dos o tres porciones. Al ir acompañado de cebolla y pimientos, enriqueces tu receta con antioxidantes y con fibra, mejorando así tu salud.

Estos wraps de lechuga con pollo son aptos para personas con intolerancia al gluten y también en casos de tener que hacer dietas bajas en fibra.