Cada día somos más conscientes de la importancia que tiene una buena alimentación en nuestras vidas y en nuestra salud. Por ello tener un buen dietista online o presencial es para muchas personas necesario y fundamental.

Actualmente, asociar la alimentación solo al peso corporal es algo impensable. Sabemos que unos buenos hábitos de vida que incluyen una dieta equilibrada, son importantes para prevenir enfermedades, para mejorar nuestro rendimiento físico y mental y en definitiva para mejorar nuestra calidad de vida.

No se trata solo del peso

El hecho de que una persona no tenga exceso de peso no quiere decir que su dieta sea equilibrada o que no tenga problemas de salud que pueden mejorar con cambios en sus hábitos de alimentación. 

De hecho, hay muchas personas con tendencia a engordar que llevan unos hábitos de vida mucho más saludables que la mayoría de la población. 

El problema es que actualmente hay tanta información sobre nutrición y sobre alimentos que muchas personas ya no saben ni cómo, ni cuánto, ni cuándo deben comer.

Ya hace tiempo que como doctora en medicina y especialista en Endocrinología y Nutrición, compagino mi labor asistencial como endocrinóloga con la de asesora de nutrición con la ayuda de mi equipo. Puedes conocerme aquí.

El hecho de que muchos seguidores de mi blog y de mis redes no pudieran asistir de forma presencial a mis consultas, unido a que realizar un plan de menús personalizados requiere un tiempo que no se dispone en una consulta presencial, decidí poner en marcha este servicio de dieta personalizada online.

Con él que pretendo que las personas no se pongan a dieta, sino que aprenda a cuidarse y a mejorar su salud a través de los alimentos y de un buen estilo de vida.

Beneficios de un dietista online

Con las consultas online ahorras tiempo

El hecho de pedir un menú online te permite hacerlo a cualquier hora sin necesidad de citas o esperas.

No importa dónde vivas, elige al nutricionista online que te dé más confianza

Si donde vives no conoces a ningún profesional que te inspire confianza, o simplemente has decidido que mi mensaje concuerda con tus principios, no importa dónde te encuentres. Gracias a las dietas online las distancias o las fronteras no son un problema. Tú eliges quién quieres que te ayude a cuidarte.

Servicio de nutrición adaptado a tus necesidades

Diseñaremos los menús para asegurarnos que tu cuerpo reciba lo que necesita en función de sus necesidades y ritmo de vida.

Trabajamos siempre sobre una base de menús con recetas apetecibles y equilibradas en cuanto a macro y micronutrientes y lo adaptamos a tus necesidades. 

Son menús hechos teniendo en cuenta todo lo que la ciencia nos dice que es bueno para vuestra salud y para conseguir vuestros objetivos. Tanto sí se trata de nutrición adulta, como de nutrición infantil.

Aprende a conocerte de la mano de tu dietista online

Con la ayuda de tu dietista nutricionista online te darás cuenta de lo que realmente necesitas y de sí lo que hacías hasta ahora se parece o no a lo que te proponemos. 

Te ayudamos a que conozcas tu cuerpo y sus necesidades y que no te centres solo en perder peso sino en alimentarte bien en cualquier etapa de tu vida. 

Y sobre todo, que consigas un cambio de hábitos hacia otros más saludables.

Te enseñamos a modificar tus menús

No siempre es posible adaptarse a un menú fijo, por lo que es importante que en todo momento sepas qué comer y como modificar tus menús en base a tus posibilidades. 

No se trata de desequilibrar la dieta por caprichos, pero sí de saber modificarla según las circunstancias que pueden surgir cada día.

Siempre en contacto

Tienes la posibilidad de concertar o no, una cita online para asesoramiento. En cualquiera de las opciones te acompañamos a lo largo de tu recorrido y solucionamos tus dudas a través de los correos electrónicos. Cuanto más nos cuentes, más podremos ayudarte. No queremos molestar, pero queremos que sepas que estamos ahí, por lo que una vez por semana te escribiremos.

Y lo más importante: con tu dietista online aprendes a cuidarte

El hecho de que veas que comiendo bien puedes sentirte mejor, perder peso si lo necesitas, cuidar de tu familia, mejorar tu rendimiento y muchas ventajas más, es el punto de partida para lo más importante: que decidas seguir cuidándote. 

No se trata de ponerte a dieta ni se trata de comer menos. Se trata de comer lo que necesitas y de comer mejor. Y la mejor manera de demostrártelo es que lo compruebes tú.

Pin It on Pinterest

Share This