Archivo de etiquetas: ejercicio y vacaciones

deporte-en-verano

Deporte en verano, consejos prácticos

05/08/2019

El deporte en verano es tan importante como en cualquier época del año. Además, si estás en vacaciones, la excusa del tiempo desaparece.

De hecho, intenta que el ejercicio físico sea un momento de placer y no una obligación.

Elige la actividades que más te apetezcan y aprovecha las oportunidades que te ofrece el lugar en el que estés.

Que el calor o el tiempo no sea una excusa para moverte.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la inactividad física es uno de los principales factores de mortalidad a nivel mundial. La falta de actividad física o sedentarismo es casi tan malo para la salud como fumar.

De hecho, las personas que no realizan ninguna actividad física tienen más riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, diabetes, hipertensión arterial, cáncer de colón, cáncer de mama, obesidad… es decir, las patologías que más muertes producen en las sociedades del llamado “primer mundo”. De ahí que siempre os hable de la importancia de la práctica de ejercicio físico.

Y para convencerte te doy estos consejos

 

Consejos para practicar deporte en verano

 

Organiza tu tiempo

A veces es difícil pero créeme, no es imposible. Organízate y busca un momento para ti.

Si hasta ahora has estado haciendo ejercicio, no pares justo ahora. Busca lo que más se adapte a tus posibilidades, en este tiempo, y si puedes cambia el gimnasio por actividades al aire libre, con tu familia o amigos.

Si todavía no te has animado a hacer deporte, descubre el placer de nadar para relajarte, o alguna actividad en el agua que te guste. Aprovecha para dar largos paseos a primera o última hora del día  o  descubre el mundo montado en una bicicleta.

Organízate y adaptate al lugar donde te encuentres y al tiempo que tengas disponible. Ya verás cómo es posible.

 

Aprovecha las horas más frescas

Que el calor no sea una excusa para no moverte.

Si vas a a hacer deporte al aire libre, aprovecha las primeras horas de la mañana o las últimas de la tarde/noche. Evita las horas centrales del día en las que las temperaturas son mayores. Y no te olvides de lo importante que es una buena dieta y una buena hidratación.

 

Piensa que son solo 30 minutos

Está demostrado que con solo 30 minutos diarios de ejercicio regular o 60 minutos, 3 días a la semana, se reducen drásticamente los peligros para la salud asociados a la inactividad física. Además, el ejercicio te aporta muchísimas ventajas. No solo te ayuda a perder peso, sino a mejorar tu estado de ánimo, proteger tu cerebro y conciliar el sueño, entre otros.

Seguro que donde vas de vacaciones hay lugares magníficos para hacer algún tipo de ejercicio. Prueba a hacer algo de ejercicio aeróbico (bicicleta, nadar, correr…) o anaeróbico (flexiones, sentadillas, abdominales…). No solo te ayudará a quemar los excesos calóricos del verano sino que te hará sentirte mejor.

Si estás en la piscina o en la playa aprovecha para nadar y hacer caminatas por la orilla. También sintetizarás una buena dosis de vitamina D proveniente del sol. Una vitamina muy importante para nuestros huesos y músculos.

Este verano olvídate del coche y camina más. Seguro que hay fantásticas rutas que además de ayudarte a conocer lugares nuevos, te ayudan a estar activo.

 

No desaproveches el esfuerzo de todo el año

Si sueles hacer deporte durante el resto del año, no lo abandones ahora que tienes más tiempo. No guardes tu indumentaria deportiva y organízate entre tantos eventos. Dedica un momento de tu día a cuidarte haciendo ejercicio físico.

Si no tienes mucho tiempo, es importante que al menos en casa tengamos una pequeña rutina de ejercicios para mantener la forma física que ya tienes.

Atrévete con el ejercicio que más te guste, lo importante está en que te muevas. Cualquier ejercicio físico es mejor que quedarte sentado.

Foto de Pixabay